Croquetas de longaniza.




¡Qué ricas están estas croquetas! A mi me gustan las croquetas sea de lo que sea. Es algo que me parece tan sencillo pero tan delicioso que cualquier ingrediente es válido para prepararlas: verduras, carnes, atún, queso...

Por eso cuando la empresa Gastronomic Spain me  sugirió preparar una receta con alguno de sus productos, en seguida se me ocurrió hacer unas croquetas con "longanissa de Vic", uno de sus productos estrella y que me recuerda en sabor al salchichón de Málaga. 


Así que copiando la idea de nuestro Chef más famoso Dani García, he preparado estas croquetas de longaniza que son una perdición.

INGREDIENTES:

85  gr de longaniza de buena calidad
40 gr de aceite de oliva
30 gr de cebolla
90 gr de harina
400 ml de leche
Sal, pimienta y nuez moscada

PREPARACIÓN:

Primero vamos a picar la longaniza, poniéndola en el vaso 5 segundos a velocidad 6. Que nos queden trocitos muy pequeños. Sacamos y reservamos.
Ponemos la cebolla en el vaso y picamos un segundo a velocidad 4. Agregamos el aceite y sofreímos tres minutos, a temperatura Varoma y velocidad 3 1/2.
Añadimos la harina y cocinamos un minuto a 100º y velocidad 2 ½. Así le quitamos el gusto a harina cruda.
Incorporamos la leche, la sal, pimienta y nuez moscada y añadimos dos cucharadas soperas de la longaniza picada. Mezclamos bien 5 segundos a velocidad 6. Cocinamos siete minutos, temperatura varoma velocidad 3. Añadimos el resto de la longaniza picada y mezclamos con una espátula. Vertemos la masa en una fuente amplia y ponemos un trozo de papel film encima pegado a la masa. Dejamos que se enfríe bien antes de comenzar a formar las croquetas.
Cogemos porciones, damos forma de croqueta y pasamos por pan rallado, huevo batido y otra vez pan rallado. Freímos en abundante aceite caliente.

SIN THERMOMIX:

Picamos la longaniza con una picadora o con un cuchillo, dejamos trozos muy pequeños. Reservamos.

En una sartén con aceite pochamos la cebolla hasta que esté transparente. Añadimos la harina y damos unas vueltas hasta que coja color dorado. Añadimos la leche, sazonamos con sal, pimienta y una pizca de nuez moscada y calentamos a fuego lento removiendo constantemente. Agregamos parte de la longaniza picada y seguimos removiendo hasta que espese y la masa se separe de las paredes de la sartén. Incorporamos el resto de la longaniza y mezclamos bien. Dejamos reposar tapada con papel film y esperamos a que enfríe.




Esta es la longaniza que me han enviado.

La picamos en trocitos pequeños.

Pochamos la cebolla en aceite hasta que esté transparente.

Añadimos la harina y la cocinamos un poco para que no esté cruda.

Incorporamos la leche, sal, pimienta y nuez moscada.

Y la longaniza en trocitos. Lo cocinamos todo.

Dejamos la masa que se enfríe bien. Mientras debemos taparla con film transparente, que esté tocando la masa, para que no forme costra.

Formamos las croquetas pasándolas por pan rallado.

Por huevo batido y de nuevo pan rallado. Freímos en abundante aceite caliente.


    ¡Unas croquetas espectaculares!


   ¡ Deliciosas!




Facebook Twitter instagram pinterest YouTube google plus


Introduce tu Correo y recibe mis entradas en tu email:





4 comentarios:

  1. Que buenas tus croquetas, a mi me encantan las croquetas y de longaniza no las he probado nunca, imagino que están buenísimas. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa! Si que están ricas, pero es que las croquetas siempre lo están jejeje. Un beso!

      Eliminar
  2. Qué idea! No se me había ocurrido nunca! Mira que me gustan mucho las croquetas caseras de jamón, pero nunca se me habría ocurrido que alguien pudiera pensar en hacerlas de longaniza ;)
    Teresa

    ResponderEliminar